Quizá no soy el cuerpo que buscas, pero sí soy el apoyo y el corazón que necesitas...